Diprocher

Noticias

Signaven y Diprocher desarrollan su potencial humano

Exp Signaven

 

Para adecuarse a los tiempos altamente competitivos que estamos viviendo, Empresas Diprocher ha decidido no sólo invertir en nueva tecnología sino que también está, junto a sus colaboradores, renfocando su factor humano para que sean sus principales socios estratégicos.

En esta ocasión, Signaven fue el brazo ejecutor de esta práctica de la compañía, al ofrecer el taller Desarrollo del potencial humano como estrategia rentable para las organizaciones, dictado por el psicólogo Milciades Rojas, y destinado a los gerentes comerciales, ventas, de cadenas y de mercadeo de la empresa distribuidora.

El taller, realizado en el Hotel Aguamarina de Higuerote, tuvo como principal objetivo fortalecer las competencias de cada uno de los participantes en el área de su atribución, así como también ayudarlos a adoptar e implementar la misión, visión, principios y valores de Diprocher  para formar en ellos un sentimiento de equipo con una misma meta.

La introducción al evento estuvo a cargo del presidente de la organización, Antonino de Ornelas, quien dirigió unas palabras de agradecimiento a su empresa representada por la iniciativa que, sin duda alguna, tendrá resultados positivos tanto para Signaven como para Diprocher.

Una gran lección

Parte de la necesidad encontrada para llevar a cabo este taller se basó en que la estrategia de la empresa exige que todos los colaboradores conozcan, comprendan y se integren en sus roles. Igualmente, es necesario que los individuos que constituyen a Diprocher estén conscientes de que pueden desarrollar su potencial no sólo beneficiando al equipo con el que trabaja y a la empresa a la que pertenece, sino también, y principalmente, a si mismos, estableciéndose así una relación ganar / ganar con la organización comercial.

Hablar del potencial humano es referirse al nivel de capacidad que puede llegar a tener toda persona, luego de aprovechar todas sus habilidades, desarrollar sus conocimientos (tanto de su ser interior como de todo lo que le rodea) y, a la vez, sintonizarlo con sus emociones y sentimientos. De acuerdo a Ezequiel Ander Egg, filósofo y sociólogo argentino, la formación y el conocimiento intelectual de una persona no garantiza que ésta posea valores, por lo que se hace totalmente necesario integrar la percepción de sus emociones, comportamiento y discernimientos.

Para Carolina Hernández, gerente de mercadeo y una de las participantes del taller, esta experiencia fue orientada al trabajo en equipo, a la comunicación y al logro de las metas. “Aprendimos que conociéndonos, interactuando y estableciendo estrategias podríamos alcanzar los logros esperados. Definitivamente, no fue una tarea fácil, pues fue necesario organizarnos, analizar y evaluar las alternativas, definir la meta y trabajar como equipo”. Agregó que la actividad les permitió percibir “que no trabajamos solos y que cualquier decisión que tomemos afecta al grupo de personas que está trabajando para lograr el mismo objetivo”.

La experiencia obligó a los participantes a confiar los unos en los otros

La experiencia obligó a los participantes a confiar los unos en los otros

Ganar / ganar

Aquellas empresas que han decidido adoptar como principal estrategia la del Desarrollo del Potencial Humano, aseguran que el éxito es inminente, pues no sólo lograr optimizar las capacidades y talentos de su recurso humano, como también obtienen un personal mucho más integrado y motivado, lo cual se traduce en un clima laboral armónico y positivo.

Y es que “mediante esta estrategia, los colaboradores aprenden cosas nuevas, crecen individualmente, establecen relaciones con otros individuos, coordinan el trabajo a realizar, se ponen de acuerdo para introducir mejoras”(Cita tomada de la página web el prisma.com, en su apunte “Capacitación del Personal”: http://www.elprisma.com/apuntes/administracion_de_empresas/capacitacionrecursoshumanos/default2.asp),  y esto en definitiva se traduce en una relación ganar/ganar.